Conservadora! Pero si me das pretextos, no!

Hace días observé a una compañera de trabajo las ganas con que comía un chocolate sin el menor remordimiento que las mujeres de esta época suelen tener al comer un dulce o postre; y es que esta compañera, muy linda ella, está embarazada. Pensé que su estado hace que tenga motivos, pretextos y razones de más para complacerse comiendo los dulces que quiera sin ningún prejuicio de los demás y ni el de ella misma.

Instantáneamente pensé en las chicas que bajo un estímulo actúan de determinada manera al tener un pretexto y éste hace que no tengan ningún remordimiento en hacerlo.

Un ejemplo común son “las chicas despechadas” (sé que suena feo pero no tengo un sinónimo que de el sentido que quiero dar), las que bajo un estímulo negativo, principalmente del corazón, adoptan conductas de una chica diferente a la que es, por ejemplo libertina o vengativa.

Me pregunto si las mujeres necesariamente necesitan (necesitamos*) pretextos para hacer algo que quizá siempre quisieron hacer pero no tenían el valor de hacerlo porque nuestra sociedad aún mantiene  (camuflada) la imagen de una mujer conservadora? Bajo esta lógica no estaría cometiendo algo malo sino que bajo los ojos de todos  estaría imponiendo una regla justa de ojo por ojo, diente por diente.

Y tu, eres conservadora o necesitas pretextos para dejar de serlo?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s