How I will miss… How I met your mother

¿Qué va a ser de mi vida a partir de ahora? Es la típica pregunta que me hago después de terminar un libro. Me engancho de tal manera que se vuelve parte de mi vida, el adiós con la última página se hace muy difícil. Sí, así de trágica soy.

Quizá me pasó con alguna serie, dibujo o hasta novela en lo que va de mis 26’s. Pero debo admitir que nunca me había tocado tanto el feeling como lo ha hecho la serie How I met your mother, que en unas horas (lunes 31 de Marzo) llega a su final. Debe ser que tuve la suerte de poder verla en esta etapa de mi vida, en la que aún no tengo la edad que representan los personajes, pero que desde ya vivo muchas. A lo largo de estas 9 temporadas, creo que todos los que vemos la serie, nos hemos identificado con cada uno de los personajes (hasta con el loco y libertino de Barney Stinson).

Me gustaría recordar el episodio épico de cada personaje, pero el título del post es “How I will miss…” así que, menciono lo memorable (para mi):

Lily, gracias por representar a un personaje que me hizo saber que, no estoy tan loca de pensar que existe la posibilidad de casarme con el chico que conocí desde el cole. Me encanta que te haya gustado tu trabajo como profesora de jardín de niños, pero más aún que hayas tenido la voluntad y fuerza de seguir lo que amabas, el arte.

Marshall, en increíble saber que en la serie, se personalice a un chico que respete, quiera y espere tanto por una chica. Que no le importe el qué dirán, que defienda tanto sus principios y la naturaleza. Y claro, que seas la persona que mejor abofetea en el mundo mundial.

Robin, todos admiramos ese lado masculino que te hace ser tan fuerte ante cualquier situación. La independencia es tu mayor virtud, y el hecho que seas Canadiense, no hace que te queramos menos. Tu mayor enseñanza es que una mujer completa y feliz, lo es con o sin tener hijos.

Barney, eres la viva imagen de cómo nos quisiéramos divertir todos los días y obvio, del buen vestir. Citando a una frase de un comercial, nos enseñaste que “Hasta el más machos de los machos se enamora”.  Lo que siempre recuerdo cuando debo ser optimista: “When I’m sad I stop being sad and be awesome instead. True story”.

Ted, Ted, Ted, te dejé para el último porque hay tanto que decir de ti a la vez no. Te admiro como Ted Mosby y como Josh Radnor (que sabe algo de español y le encanta el Perú), son personas totalmente distintas, pero con el mismo corazón; yo lo sé. Eres la esperanza utópica, pero al fin y al cabo esperanza; que lo que vale la pena (o más bien la alegría) se hace esperar. Nos podemos equivocar mil veces pero lo importante es seguir creyendo que eso que tanto anhelamos está ahí, más cerca de lo que pensamos. Fue lindo ver al arquitecto nostálgico Ted Mosby con muchas manías y tan romántico.

Estoy a unas horas de morir de risa como siempre y a la vez llorar por 4ta semana consecutiva, y es que estos últimos capítulos han sido demasiado feeling. Fue lo máximo engancharme con cada capítulo y como todo en esta vida, tuvo que llegar el final. No me preocupo de cómo será porque estoy segura que “It’s going to be legen (wait for it) dary” 

HOW I MET YOUR MOTHER

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s